Lovaina, Bélgica "Los habitantes de la ciudad están muy contentos con el Glutton® eléctrico porque no lo oyen pasar."

D. STROOBANTS

Danny STROOBANTS - Encargado de Limpieza Urbana de Lovaina, Bélgica

Documento de identidad :

ALGUNAS CIFRAS

  • 100 000 habitantes
  • 50 000 estudiantes en escuelas superiores y universidades
  • 155 nacionalidades
  • 182 restaurantes y 240 bares

Elegida la segunda ciudad más limpia de Flandes.

    La entrevista

    ¿Podría comentarnos algo sobre su departamento?

    Entre todas las secciones disponemos de más de 130 empleados. Recogemos la basura doméstica de Lovaina, del centro de la ciudad y de todo el distrito. Para mantener la limpieza urbana, nuestros barrenderos aspiran casi 140 toneladas de residuos con el Glutton®. Se trata de una cantidad importante. Para desempeñar nuestra misión, disponemos de un garaje situado en el centro de la ciudad con un equipo integrado por diez técnicos. Nosotros mismos realizamos el mantenimiento de la mayoría de los vehículos. Además, nos ocupamos de quitar la nieve y esparcir la sal en Lovaina. Estas son las grandes líneas de trabajo de nuestro departamento.

    Actualmente, ¿qué desafíos y objetivos tenéis en el sector de la limpieza?

    Lovaina es una ciudad de más de 100 000 habitantes, de los cuales unos 50 000 son estudiantes. Tanta gente genera una cantidad importante de residuos. Sin embargo, Lovaina es una ciudad muy limpia. Cada dos años, una oficina de encuestas neutra pregunta a los habitantes de la localidad. Los encuestadores también nos visitan personalmente. Llevo quince años en Lovaina y en este tiempo hemos sido elegidos como la tercera, la cuarta y la segunda ciudad más limpia de Flandes. También tenemos una excelente puntuación de satisfacción de los habitantes. Mi objetivo es que la gente conserve una imagen de Lovaina como ciudad limpia. La administración pone a nuestra disposición numerosos medios: personal y presupuesto para comprar material. En colaboración con los responsables de los trabajos y los equipos, es mi responsabilidad asegurarme de que nuestros colaboradores dispongan de un material adecuado para llevar a cabo las tareas lo mejor posible. Obtener el reconocimiento externo como segunda ciudad más limpia es algo bonito que nos anima a seguir trabajando duro. Por el momento nos va bastante bien. Pusimos en marcha un servicio de barrenderos en 1996. Desde ese año, el número de personas que trabajan para el servicio de limpieza de la ciudad no ha dejado de aumentar. Hoy en día, el departamento de limpieza urbana es la sección más importante de nuestro servicio. Esto nos permite llevar a cabo un mantenimiento adecuado de Lovaina, que nos ha llevado a ser reconocidos como la segunda ciudad más limpia de Flandes.

    ¿Cuándo descubrió el Glutton®?

    Lo conocí en 2001, y en 2002 ya adquirimos nuestro primer Glutton®. En aquella época suponía una inversión importante y fuimos muy exigentes con los resultados obtenidos con el equipo. Cuando lo usamos no tardamos en darnos cuenta de que era de gran ayuda. ¿Cómo? Los sectores y el número de calles que los barrenderos pueden limpiar cada día han ido aumentado sin cesar. Fuimos capaces de ampliar nuestro trabajo a los grandes ejes viarios y al anillo que rodea Lovaina. Así, aumentamos nuestra zona de trabajo con el mismo número de trabajadores. Tras esta experiencia tan positiva, decidimos comprar un nuevo Glutton® cada dos años, y posteriormente dos nuevos Glutton® cada año. Inicialmente trabajábamos con 24 barrenderos, de los cuales 8 utilizaban el Glutton® con un carrito. Hoy en día, el porcentaje es del 50 %. Se trata de una buena proporción: 12 personas con un Glutton® y 12 personas con un carrito. En la actualidad disponemos de 14 Glutton® en servicio, de forma que incluso si algún equipo necesita mantenimiento, 12 de ellos pueden estar en circulación.

    ¿Qué podría decirnos sobre el primer equipo eléctrico?

    Compramos nuestro primer equipo eléctrico en 2009. Se trataba de un paso importante. El Glutton® eléctrico supone un gran cambio a varios niveles con respecto al Glutton® térmico. En la actualidad, el mantenimiento es mucho más sencillo. Los costes de mantenimiento se han reducido. Lo mismo puede decirse del ruido. Y esto es algo positivo, tanto para el usuario como para el medio ambiente. Nuestros empleados trabajan incluso sábados y domingos. Empiezan a las seis de la mañana. Antes recibíamos muchas quejas por los ruidos emitidos por el motor térmico. Ahora, gracias al motor eléctrico, la gente puede descansar hasta bien entrada la mañana. El Glutton® eléctrico ha supuesto una gran mejora para nosotros. Este año sustituiremos los dos equipos con motor térmico y dispondremos de 14 Glutton® eléctricos.

    ¿Cree que Glutton® es una buena solución para los usuarios y los habitantes de la ciudad?

    Con un Glutton® puedes trabajar en varias calles al mismo tiempo. Además, tiene la ventaja de ser silencioso, tanto para el usuario como para los ciudadanos. Por otro lado, a diferencia de los antiguos modelos, el Glutton® no emite humos. Esto es muy positivo para el medio ambiente, para el usuario y para los residentes. Los habitantes de la ciudad están muy contentos con el Glutton® eléctrico porque no lo oyen pasar. No lo consideran un aspirador de residuos urbanos, sino más bien un simple aspirador de gran formato. También les gusta que lo aspire todo, incluso el polvo. Aunque no es su objetivo principal, el Glutton® ofrece un trabajo «todo en uno». Asimismo, el Glutton® presenta otra ventaja nada desdeñable para Lovaina. Nuestra ciudad tiene muchas aceras y pequeñas calles con mosaicos o adoquines. Cuando las colillas de los cigarrillos se caen entre las juntas, retirarlas con una escoba o una pinza para residuos es muy complicado. El Glutton® las aspira sin problemas. Esto supone una ventaja directa para el usuario. Por otro lado, cuando nuestros trabajadores utilizan un carrito sencillo, no son percibidos del mismo modo que cuando utilizan un Glutton®. El uso de estos equipos mejora notablemente su imagen, y eso es algo que hay que tener en cuenta. Su labor parece mejor cuando utilizan un Glutton® en lugar de un carrito.